sábado, 9 de junio de 2007

PARQUES ARQUEOLÓGICOS EN TORNO A VIGO


Recientemente en un estudio realizado sobre los yacimientos arqueológicos localizados en terrenos forestales pertenecientes a las diferentes Comunidades de Montes de las parroquias de Vigo, se plantea las circunstancias tan favorables que existen para la creación futura de dos parques arqueológicos en dos áreas límites de nuestro término municipal. Uno con el ayuntamiento de Redondela y el otro con el de Nigrán. Se trataría de dos parques diferentes y complementarios a la vez. Uno monográfico dedicado a los grabados rupestres prehistóricos al aire libre (Montes do Maúxo) y otro con un amplio abanico cronológico que englobaría, túmulos megalíticos, petroglifos y poblados castreños.
Realizaremos a continuación una breve exposición sobre los mismos:
PARQUE ARQUEOLÓGICO DO VIXIADOR Y MONTE PENIDE
Englobaría este futuro parque, la parroquia viguesa de Candeán y las parroquias del vecino ayuntamiento de Redondela, de Trasmanó, Cabeiro y Negros. Lo que podemos enmarcar geograficamente en lo que son las laderas del monte Vixiador y la totalidad del conocido Monte Penide. En Vigo contaríamos con más de quince túmulos megalíticos y el castro de Freiría. Ya en la cima del Vixiador, ya concretamente en la zona amesetada del citado monte, en lo que se denomina "Chan das Formigas" o "Chan da Cruz" tendríamos la extraordinaria necrópolis megalítica cercana a los 50 monumentos, siendo el más conocido de todos ellos, el que se llama "Mamoa do Rei", con un interesante folclore ligado al mismo y que nos habla de tradiciones muy antiguas, vinculadas sin lugar a dudas a la finalidad del mismo en tiempo prehistóricos (Se reproduce en la imagen de este comentario). Asimismo tendríamos ya en una zona más baja, el conjunto de arte rupestre de "Poza da Lagoa" con representaciones de armas, otros grabados geométricos, más hacia el Naciente y finalmente el bien conservado castro de Negros, claro ejemplo de un poblado fortificado de la Edad de Hierro, vigilando la vía romana que pasaba a sus pies y que unía Tui con Redondela.
Con ello tenemos un interesante recorrido por el tiempo, desde la cultura megalítica hasta la castreña, con importantes estaciones de grabados rupestres prehistóricos con representaciones de armas y también de motivos geométricos, abundando los círculos concéntricos.
PARQUE ARQUEOLÓGICO DE MONTE MAÚXO
Esta área o parque comprendería la totalidad del llamado "Monte Maúxo", perteneciente una parte del mismo , a las parroquias viguesas de Coruxo y Oia, y el resto ya situandose dentro del término municipal de Nigrán.
Aunque dentro del perímetro que delimita podemos encontrar otros yacimientos arqueológicos ( como una "mámoa", un castro o un asentamiento calcolítico), lo que más abunda en este monte y sus laderas son los grabados rupestres en su gran mayoría de épocas prehistóricas, pero también ya pertenecientes a tiempos históricos, que podrían ir desde una cronología medieval hasta llegar incluso a inicios del siglo pasado.
Se trataría de un parque arqueológico dedicado monograficamente a los grabados rupestres y que cuenta con estaciones arqueológicas muy interesantes, destacando de todas ellas la conocida como "Pedra Moura" en la zona baja o "Chan Grande" ya en una altitud mayor y mirando al litoral. Yna se encuentra en la parroquia de Coruxo y la otra en la de Oia.
La inmensa mayoría de los petroglifos localizados hasta la actualidad corrresponden a representaciones de motivos geométricos. Desde simples líneas rectas, curvas o simples círculos, a círculos con diferente número de anillos, etc.
La existencia de otros grabados pertenecientes a otros momentos del pasado, acerca al visitante a poder comprender como se puede distinguir de forma muy simple un grabado prehistórico a otro realizado en momentos ya históricos ( donde van a cambiar hasta los motivos, como cruciformes,..) analizando el tipo de surco que presentan estos grabados. Como se sabe en U los más antiguos y en V los más cercanos a nosotros.
El interés de este parque de arte rupestre es mayor si consideramos que dentro del mismo está localizado un asentamiento calcolítico, época a la que se suelen atribuir los petroglifos prehistóricos, y que la excavación del mismo podría aportar datos muy interesantes para conocer más y mejor el significado y la función de estas representaciones pétreas.
Por otro lado, al estudiar los grabados rupestres históricos , analizando las fuentes escritas referidas a esta área geográfica, podría ayudarnos a poder delimitar mejor diversos términos o puntos que dividían esta zona en diferentes épocas, para diversos propietarios, tanto particulares como de la Iglesia o la aministración pública.