domingo, 1 de agosto de 2010

LAS PIEZAS ARQUEOLÓGICAS DESCONOCIDAS DEL CASTRO DE VIGO

Repartidas por diferentes museos de Galicia y sin duda, en numerosas colecciones particulares, multitud de piezas arqueológicas localizadas en el Castro de Vigo, permanecen sin ser conocidas y estudiadas convenientemente y dadas a conocer a la comunidad científica y al público en general.
Por desgracia, otras, se han perdido en el mar de la historia y nunca podrán ser analizadas: se tratan de objetos que sabemos que fueron encontrados en diferentes épocas por estudiosos que publicada la noticia de su visita al yacimiento, no hay constancia de donde fueron depositadas...
Sobre las primeras podemos apuntar, por ejemplo, que gracias a donaciones particulares algunos museos de nuestra comunidad autónoma, poseemos en sus fondos arqueológicos piezas correspondiente a nuestro yacimiento castreño y hasta en ocasiones tenemos la oportunidad de poderlas ver en una vitrina, como sucede en el Museo Histórico y Diocesano de Tui, al que pertenece la fotografía publicada ilustrando este breve comentario, en que tenemos expuesta una boca con asa de una ánfora del castro de Vigo.
Mayor es el caso de personas que al hacer la casa en la zona del castro o en sus cencanías, tienen como "recuerdo" de la cimentación de la misma, restos arqueológiocos que aparecieron cuando se llevó a cabo la construcción de la misma. Aquí, no sólo son materiales cerámicos ( que son los más abundantes en aparecer) sino piezas singulares de bronce, hierro, vidrio, ...así algunos poseen monedas, fragmentos de pasta vítrea, fíbulas,....
Luego están los objetos localizados de forma fortuíta por particulares que en su recorrido habitual por el yacimiento se encontran piezas que dependiendo si les "gustana o no", por su estética ( una cerámica con decoración bien lograda) o por su posible valor ( una moneda de bronce), se las llevaban para casa,....
En relación al segundo punto, es triste darse cuenta que fueron los mismos expertos o estudiosos que excavaron y recogieron algunas "piezas seleccionadas" por ellos y de las llegan a hablar para la redacción de un informa o similar, como no se sabe en donde se encuentran y posiblemente ya estén perdidas físicamente y sólo nos quede el recuerdo de su cita bibliográfico. Es el caso de la visita del yacimiento del conocido arqueólogo alemán Hugo Obermaier u otros que le siguieron e hicieron lo mismo que él: notificar de un hallazgo de algunas piezas, pero que no sabemos hoy día donde están depositadas.
Por citar un pequeño ejemplo, recuerdo que de "visita de valoración" que realizaron Cuevillas, Losada y Filgueira Valvrerde, con Castelao como dibujante, encomendados por la Diputación de Pontevedra, de todas las piezas a las que hacen mención en el informe que redactaron y publicaron, basado sobre todo en lo que había recogido Tenreiro, sólo se localizó en los fondos arqueológicos del Museo municipal "Quiñones de León" de Vigo, una pequeña caja (en concreto una de puros habanos", que indicaba en la parte exterior "colección Tenreiro" y que nos mostraban escasos objetos, junto a otros procedentes de las campañas de José María Álvarez Blázquez, como varios fragmentos de cerámicas de lujo romana ( pintada, "terra sigillata", pardes finas,..), una parte de una tijera romana de bronce, una pequeña cucharilla del mismo metal y una cadenilla también de bronce,....

3 comentarios:

Asociación Cultural Zamorana El Baluarte dijo...

Sería interesante que en el castro de vigo se hiciera un buen museo y reconstrucciones, como existen en el monte de santa tecla unos km más al sur.

Un saludo.

hidalgo dijo...

Ya se ha realizado una importante musealización de este yacimiento arqueológico, gracias al cual de nuevo es visitado por gran número de personas.Su centro de atención al público y los trabajos didácticos realizados son ejemplares.

Emilio dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.